Publicidad
Uno de los principales temas negociados en la reglamentación de la reforma tributaria, la exención total de impuestos a las proteínas animales, como la carne de res y de aves, fue incluido en el proyecto aprobado por la Cámara este miércoles (10).

La exención de impuestos a la carne fue propuesta mediante un resalte (sugerencia de cambio al proyecto) presentado por el Partido Liberal (PL). La solicitud fue aprobada por el pleno con 477 votos a favor y tres en contra; hubo dos abstenciones.

Publicidad

A pesar de una jornada marcada por la incertidumbre sobre el respaldo del gobierno a la propuesta, el relator de la reforma tributaria, Reginaldo Lopes (PT-MG), aliado del presidente Luiz Inácio Lula da Silva (PT), anunció en el plenario que apoyará la solicitud de la oposición.

Además, anteriormente, en una entrevista con CNNEl líder del Gobierno en la Cámara, José Guimarães (PT-CE), dijo que el presidente Lula lo llamó y le aconsejó apoyar la inclusión de la carne en la canasta básica alimentaria.

Publicidad

La posición de Lula fue contraria a la de su equipo económico, encabezado por el ministro de Hacienda, Fernando Haddad, y a la del presidente de la Cámara de Diputados, Arthur Lira (PP-AL). Pese a las diferencias de opinión, el gobierno terminó la votación apoyando la inclusión de las proteínas en la lista de alimentos exentos de impuestos.

“En nombre de todos los líderes, me gustaría decir a esta Cámara que estamos incluyendo todas las proteínas en el informe de reforma. Carne, pescado, queso y, por supuesto, sal. Porque la sal también es un ingrediente de la cocina brasileña”, afirmó Reginaldo.

Negociaciones

Las negociaciones sobre el tema han estado marcadas por una serie de dudas en las últimas semanas. El Ministerio de Hacienda argumentó que la exención total de impuestos sobre la carne podría generar un aumento en la tasa general de los nuevos impuestos creados por la reforma tributaria. Esta idea también fue defendida por el presidente de la Cámara de Diputados, Arthur Lira (PP-AL).

Según cálculos del equipo económico del Gobierno, la exención del impuesto a la carne tendrá un impacto de 0,53 puntos porcentuales más en la tasa estándar del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y hasta 0,57 puntos porcentuales, según cálculos del Banco Mundial.

El proyecto original enviado por el gobierno al Congreso determinaba que alimentos como la carne de res, cerdo, cordero, cabra y aves tendrían una tasa impositiva reducida del 60%.

Votación

La aprobación del texto básico sobre la regulación de la reforma fiscal tuvo lugar alrededor de las 20.00 horas en el pleno de la Cámara. El asunto recibió 336 votos a favor, 142 en contra y dos abstenciones.

En el pleno, la oposición intentó bloquear el análisis de la propuesta presentando solicitudes para retirarla de la agenda y posponer su discusión, las cuales fueron rechazadas. El análisis de la propuesta se inició alrededor de las 11:50 am. El proyecto recibió más de 700 enmiendas sugeridas por los congresistas.

Para garantizar el quórum y acelerar la votación, el presidente de la Cámara, Arthur Lira (PP-AL), anunció en el pleno el llamado “efecto administrativo”, que implica un descuento en el salario de los parlamentarios ausentes.

Publicidad

Enviado por el gobierno en abril, el texto fue analizado por un grupo de trabajo formado por siete diputados. El martes (9), los diputados aprobaron el régimen de urgencia para acelerar el análisis del proyecto.

Publicaciones Similares

Deja un comentario